ĦBuuuu! Monstruos de piedra para jugar con tus hijos

Con creatividad e ingenio podemos hacer cosas entretenidas.

La diversión de tus hijos no requiere de grandes y costosos juguetes, con tan sólo un puñadito de piedras puedes hacer que viva una historia de otro mundo.

¿Qué necesitas? 

- Piedras lisas achatadas de diferentes tamaños (si no están lisas puedes líjarlas un poco).

- Pinturas acrílicas (blanco, negro y colores variados).

- Pinceles de número intermedio.

- Lápiz de tinta.

Primero debes limpiar muy bien las piedras para eliminar todo rastro de polvo o suciedad que pueda afectar a la impregnación de la pintura. Siempre ten en cuenta que dependerá de la marca de pintura o el tipo de piedra de la cantidad de capas que necesitarás.

5_1

Una vez que las piedras ya están pintadas y secas, comenzaremos a darle forma a la cara de nuestro monstruito. Con un lápiz de mina marcarás uno, dos o tres círculos dependiendo de cuantos ojos quieras que tenga tu piedrita terrorífica.

Luego quitas las líneas con una goma de borrar, pero no por completo. Con la punta del pincel y un poco de pintura blanca, rellena el círculo. Para finalizar y luego de que la pintura blanca se seque haz un puntito negro con un poco de pintura en el centro del círculo blanco

Listo!!! Ya tienes muchos amiguitos para jugar y ser la sensación con tus hijos!

Para conocer más datos para tus hijos aquí

fuente: http://www.easypeasyandfun.com/painted-monster-rocks/









Comentarios


Compartir